5 de diciembre de 2015

Energía Solar Térmica: Agua Caliente Sanitaria

El sistema de generación solar térmico transforma la energía emitida por la radiación del sol y la acumula en forma de agua caliente, para su posterior consumo. Sin embargo, también necesita de un sistema de apoyo para cubrir la diferencia de temperatura que el aporte del sol no alcance a cubrir. Los proyectos de este tipo pueden aplicarse con potencias del orden de 700 Watts por metro cuadrado, lo que las hace ideales para su uso en empresas, casas e industrias.

Se compone de varios subsistemas que captan la energía solar, almacenan el agua e intercambian fluidos, además del sistema de apoyo y la red eléctrica. Su eficiencia de conversión de la energía fluctúa entre el 40 y el 65%, pudiendo ser aún mayor dependiendo del mantenimiento de los equipos y la diferencia de temperatura entre el colector y el medio ambiente.

Sus principales dificultades están en la poca conciencia en cuanto a temas ambientales y en el alto costo de inversión inicial, que puede ir de 1.294 a 2.000 dólares por KiloWatt, y que dificulta su uso en un hogar promedio. En Europa, el costo de generar Agua Caliente Sanitaria, varía entre 70 y 215 dólares por MegaWatt-hora, lo que la hace una energía más cara que el gas natural.

En Chile, por el contrario, el precio es inferior a la media europea, ya que las instalaciones suelen ser más simples. Se prevé que nuestro país aumente el uso de la Energía Solar Térmica, gracias a la enorme cantidad de sol existente en las zonas norte y central, donde obtiene su máxima eficacia.

Sitios relacionados